Saltar al contenido

Libertad Financiera

articulos para lograr la libertad financiera

La libertad financiera es un tema anhelado por muchas personas a lo largo de su vida en general. El concepto de libertad financiera lo vamos observando y tocando incluso desde niños, al ver a nuestros padres e ídolos.

A medida que vamos creciendo y acercándonos a nuestra adultez, nos familiarizamos más con el término. Cuando empezamos a pensar en ganar buen dinero, en ser nuestros propios jefes, en no tener dependencias económicas obligatorias, entre otra serie de ideas, este concepto es importante.

Sin embargo, para alcanzar una libertad financiera adecuada, es ideal tener en cuenta que van a intervenir ciertos factores. Siendo nosotros los principales encargados de que esto suceda y funcione.

Es simple, pero difícil de entender, nos referimos a que ninguna otra persona ajena a nosotros sea interviniente en nuestros ingresos o control de actividades. Para lograr esto hay que desarrollar ciertos hábitos e invertir tiempo de calidad.

Todos tenemos sueños, metas, objetivos que queremos alcanzar a lo largo de nuestra vida, y lamentablemente algunos de ellos dependen en gran medida de nuestro poder adquisitivo.

Aquel viaje a esa playa paradisiaca o aquella casa en ese barrio lleno de árboles no son gustos económicos fuera de este mundo, y aunque no sean metas espirituales o de noble razón social, sigue siendo vital lograrlas si estas son importantes para la persona en cuestión.

Ahora bien, si el problema es económico la solución debería centrarse en trabajar más para generar más dinero y cumplir esos sueños, pero si para llegar a un objetivo hay que sacrificar también el tiempo… ¿qué queda por hacer?

Aquí hablaremos de la libertad financiera para principiantes, también conocida como independencia financiera, comprenderemos de qué se trata, sus posibilidades y detalles a tener en cuenta para lograrla en el menor tiempo posible.

¿Qué es libertad financiera?

Antes que nada, hay que comprender el término, así que ten en cuenta que la libertad financiera es aquel objetivo que se adquiere después de lograr generar ingresos pasivos sostenibles en el tiempo, lo que finalmente permite que la persona en cuestión pueda suplir sus necesidades sin necesidad de invertir de su tiempo en un trabajo constante (o no mucho).

En otras palabras, la libertad financiera es generar ingresos sin tener que trabajar para ello, o no de forma constante, es poder tener tiempo para lo que se guste y contar con el dinero suficiente para sostenerse.

Cabe resaltar que la libertad financiera no quiere decir riqueza monetaria, o no en exceso, sino que describe la posibilidad de percibir dinero para cubrir por lo menos los gastos básicos de consumo que se tengan estipulados.

¿Cómo tener libertad financiera?

Para alcanzar la independencia financiera tenemos que arriesgarnos primeramente y hacer algunos sacrificios iniciales. La independencia financiera o la libertad económica dependen de ciertos factores.

Una independencia financiera se consigue constituyendo una base económica sólida, con una buena fuente de ingresos. Esto va a depender únicamente de nosotros, y de nuestra capacidad de hacerlo, no solo querer lograrlo, si no dedicarnos a ello.

Hay gran diversidad de maneras de conseguirlo, bien sea pacientemente a través de ahorros, de preferencia iniciando a muy temprana edad o tomando riesgos inversores

En esta parte juega un papel muy importante el hecho de arriesgarse, ya que si quiero independencia financiera absoluta no voy a estar trabajando para otra persona toda la vida, tiene que haber un momento en que tengas buena estabilidad y tomes tu propio sendero.

Al principio, siempre va a ser un poco adverso más no imposible de alcanzar este objetivo. La idea no es estar por nuestra cuenta y ya, es tener todo completo.

Este camino nos va a brindar una tranquilidad indescriptible, buena salud mental, satisfacción y paz personal. Además, el proceso de lograrlo nos va a otorgar un sinfín de aprendizajes que vamos a ir adquiriendo a lo largo del trayecto.

Para llegar a la libertad financiera hay que tener en cuenta dos grandes aspectos:

- Actitud financiera

- Ingresos pasivos

Ambos puntos son de vital importancia para alcanzar la libertad financiera, así que a continuación abordaremos cada uno de ellos a detalle.

-Actitud financiera

La libertad financiera y finanzas personales vienen de la mano, así que si pensabas que con crear ingresos pasivos ibas a llegar a la independencia financiera lamentablemente no puedes estar más equivocado.

Olvidémonos un momento de la generación del dinero como tal, ese será un fin, pero no un medio, para llegar a dicho objetivo debemos centrarnos primero en modificar, fortalecer o eliminar comportamientos actuales que puedan impedirnos o ayudarnos a cumplir nuestros sueños.

  • Determinar tu estado actual

Antes de cualquier cosa tienes que mirar tu estado económico actual, tus posibilidades, ingresos, gastos, deudas y demás variantes que determinan tu perfil financiero.

  • Comprender el concepto de riqueza

Debes mentalizarte y comprender que tu objetivo no es hacerte millonario, tu meta es llegar a una estabilidad económica lo suficientemente importante como para sostenerte en el tiempo.

  • Evitar endeudarse innecesariamente

Es indispensable no generar nuevas deudas si no son necesarias, y si son de carácter obligatorio procurar hacerlas de la mejor forma posible (buscar préstamos con bajo interés, beneficios, corto plazo)

  • Controlar y hacer seguimiento de los gastos

Analiza y controla cómo gastas tu dinero, al punto de eliminar compras innecesarias hasta que no logres la estabilidad financiera que estás buscando.

  • Ahorrar parte de los ingresos

Ahorrar es sumamente importante ya que siempre aparecerán eventualidades que necesitarán de un gasto económico adicional que no se tenía en cuenta, por lo que desestabilizará tu sistema financiero.

  • Eliminar las deudas tan rápido como se pueda

Así como es fundamental no endeudarse, también lo es salir lo más pronto posible de las deudas actuales, y para lograrlo deberás hacer esfuerzos considerables.

  • Invertir en sí mismo

Nunca estará de más invertir en conocimiento o darse gusto de vez en cuando, esto puede generar resultados positivos a mediano y largo plazo.

  • Tener paciencia y ser constante

Sin duda el punto más importante de toda esta lista es este, se debe ser paciente y constante, sin esto no se logrará llegar a la libertad financiera, así de sencillo.

Una vez logramos sacar lo mejor de nosotros y disponernos a llegar a nuestro objetivo, en ese se puede abordar la segunda parte, la generación de ingresos.

-Ingresos Pasivos

Esta segunda parte es la más importante (o visible) a la hora de adentrarse y ver resultados cuando se habla de libertad financiera, así que no dudes en tomar nota.

La generación de ingresos de forma pasiva se define de forma variada o de múltiples fuentes, es decir, no debemos nunca depender de una sola fuente de ingresos por más llamativa que sea, esto porque siempre puede suceder algo inesperado y quedaríamos completamente en el aire.

Ahora bien, ¿qué tipos de ingresos pasivos existen?, aquí tienes algunos ejemplos e ideas de generadores de ingresos pasivos, definir cuál se adapta más a tu caso dependerá de ti y de tus capacidades:

  • Alquilar un inmueble

Uno de los ingresos pasivos más conocidos es aquel en el que la persona en cuestión pone a alquilar un inmueble, esto le genera ingresos constantes sobre el tiempo después de una alta inversión inicial.

  • Intereses bancarios

Los bancos brindan diferentes opciones de inversión en lo que se podrá poder de lado una cantidad de dinero y generar intereses en el tiempo sobre esa cantidad.

  • Hacer marketing de afiliados

Si tienes conocimiento en informática no dudes en recomendar productos de grandes marcas, si las personas compran gracias a tu recomendación podrás ganar una comisión por la venta (y como es en línea, por medio de artículos puedes dejar la recomendación indefinidamente).

  • Crear un blog

Si cuentas con alguna experticia en concreto puedes hacer un blog digital, crear una comunidad y ganar dinero habilitando la publicidad en tus artículos.

  • Crear contenido audiovisual

Existen plataformas (como Youtube) en donde podrás subir tus vídeos, generar seguidores y ganar dinero según el número de visualizaciones o seguidores que tengas.

  • Escribir un libro o eBook

Que ya sea un libro o un eBook, la idea es generar un producto que las personas puedan adquirir en cualquier momento, y que una vez finalizado no necesite inversión de tiempo o esfuerzo.

Así como estas existen muchas ideas más, hasta podrías pensar en crear alguna propia siempre y cuando respete el principio generar dinero en el tiempo, después de invertir recursos en un principio.

Consejos para lograr independencia financiera

En este segmento indicaremos algunos consejos para lograr independencia financiera, sin embargo, cada quien toma los consejos necesarios o más aptos a su persona.

Es muy importante saber que no todos tenemos las mismas metas, objetivos o necesidades, pues la independencia financiera no cuenta de una cifra o número en específico, sino de algo que nos brinde la comodidad y tranquilidad absoluta personalmente. Dentro de los consejos tenemos:

  • Pensar a largo plazo:

Es indispensable para no desistir de esta idea el pensar a largo plazo, pues la independencia financiera no es algo que se consigue en un abrir y cerrar de ojos.

Cuando decidimos empezar a ahorrar, de hecho más que para conseguir independencia financiera, debemos saber que esto es un hábito, y como todo, lleva un poco de tiempo adaptarse a él.

Por lo que debes tener claro, que se requiere tiempo lograr el objetivo y ver los frutos de nuestro tiempo y dedicación invertida en este proyecto.

  • Control de gastos:

Principalmente, debemos hacer una balanza en función de nuestras ganancias, como lo son, por ejemplo, la cantidad de ingresos y la cantidad de egresos que manejamos en cortos periodos de tiempo, que generalmente se hace a modo mensual.

Priorizar gastos es muy efectivo; por lo que debes poner las necesidades de primera mano en posición inicial, y de ellas ir enumerando hasta la menos indispensables. Esto nos dará un margen de dinero, el cual podemos disponer para nuestros ahorros y así hacer la base inicial de nuestro camino a la independencia financiera.

  • Trázate objetivos viables:

Con esto nos referimos a ponernos metas con las que podamos cumplir para no desistir de ellas. Lograr hacer inversiones al mes, ahorrar cierta cantidad de dinero, compra de activos, entre otras son objetivos viables.

Incluso la reducción de gastos innecesarios y constantemente invertir ese dinero en otras cosas productivas, pueden ser algunos de estos objetivos viables.

  • Ingresos pasivos:

Es una gran alternativa para no interferir en nuestras actividades cotidianas, bien sean laborales o personales, pues no tenemos que estar presentes ni cumpliendo algún horario para obtener ingresos por estos medios.

Inversiones a plazos fijos en algún lugar económico que nos genere intereses constantemente a partir de una monto base, páginas en internet que a través de alguna actividad no presencial genere dinero, si manejas la parte tecnológica a través de videotutoriales puede fácilmente generar ingresos pasivos a largo plazo.

  • Hojas contables u hojas de cálculo:

Parece mentira, pero es altamente efectiva una buena organización para el cuidado de nuestro dinero, pues a través de estos registros físicos apoyados con facturas si es de nuestro gusto, Vamos a evidenciar de manera concreta y de nuestra perspectiva personal en qué gastamos nuestras finanzas.

Con esto podremos mejorar el control y cuidado de las mismas, con el objetivo de ubicar posibles maneras para su incremento constante.

  • Actividades rentables alternas:

Fuera de los ingresos pasivos y nuestra principal profesión o fuente laboral de ingreso, es importante buscar alternativas rentables externas.

  • Tiempo:

Es muy importante, aunque a veces no lo tomamos en cuenta el factor tiempo,  puesto que el tiempo personal que estemos dispuestos a invertir en nuestro proyecto de independencia financiera es muy importante.

Inicialmente hay que hacer ciertos sacrificios y normalmente, nuestro replanteamiento de actividades y costumbres es uno de ellos.

Así como debemos tener en cuenta que el tiempo que tardaremos en conseguirlo va a ser variado, y mientras más alta sea la barra, más tiempo vamos a necesitar para la obtención de resultados, recuerda que no es algo de la noche a la mañana.

¿Cuánto se toma en llegar a la libertad financiera?

No existe una fórmula matemática que te diga en cuanto puedes alcanzar la libertad Financiera, pero no menos de 90 dias a no ser que te toque la loteria o recibas una herencia por sorpresa. La libertad financiera en 90 días, 180 días o más dependerás de muchas variantes, casi todas dependen a su vez de ti, de tus capacidades, de tu paciencia, de tu constancia y de tu voluntad, el resto dependerá también del medio y las posibilidades que se te vayan abriendo a lo largo del camino.

De una u otra forma, comienza, toma impulso y empieza este camino, ya que, si tienes sueños, pero necesitas dinero y tiempo para cumplirlos…tu mejor opción es y siempre será la libertad financiera.