Saltar al contenido

VIDEO: ¿Cómo Atraer Dinero de Una Forma Segura? Por Brian Tracy

atraer dinero rapido
Como Atraer Dinero por Brian Tracy

Una de las preguntas sin resolver para muchos es como atraer dinero a nuestras vidas y que no desaparezca en un instante.

En este fanstastico audio de educación fianciera y crecimiento personal veras una serie de fantasticos consejos que bien aplicados y ejercitados diariamente podremos lograr esa ansiada libertad fianciera.

Trasncripción de video de:  ¿como atraer dinero de una forma segura?

Hola, mi nombre es Brian Tracy. Uno de los principales objetivos de toda persona es la independencia financiera, debemos buscar llegar al punto dónde contemos con el dinero suficiente como para no tener que preocuparnos más por cuestiones económicas.

La buena noticia es que la independencia financiera es más fácil de lograr hoy de lo que ha sido en toda la historia de la humanidad.

A pesar de las dificultades económicas que puedan afectar a ciertas regiones del planeta y las altas y bajas características de los mercados, lo cierto es que la globalización de los mercados y las nuevas tecnologías han hecho que hoy las oportunidades de desarrollar riqueza y abundancia en nuestras vidas se puedan encontrar en cualquier sitio del planeta.

Independientemente de lo que el más pesimista de los analistas financieros pueda pensar, la verdad, es que no importa donde estemos viviendo, lo más probable es que hoy nos encontremos rodeados por más riqueza y opulencia que nunca.

Su objetivo debe ser participar plenamente en lo que muchas personas están empezando a llamar, la edad dorada de la humanidad.

El dinero, cuenta con una energía propia y generalmente es atraído por aquellas personas que lo tratan bien, el dinero tiende a fluir hacia aquellas personas que pueden usarlo de la manera más productiva para generar bienes y servicios valiosos, de igual forma, suele fluir hacia aquellas personas que pueden invertirlo para crear empleo y oportunidades que beneficien a otros.

Al mismo tiempo el dinero se aleja o tiende a eludir a aquellas personas que lo usan pobremente o que lo gastan en formas poco productivas.

Así que, su trabajo es adquirir tanto dinero como sea posible  en una forma honesta y luego usarlo para mejorar su calidad de vida y la de sus seres queridos y para lograr esto quiero compartir con usted veintiún leyes absolutamente inquebrantables del dinero, veintiún leyes que le permitirán cosechar grandes riquezas y desarrollar la mentalidad de abundancia que atraerá el dinero hacia usted.

La primera ley, es: “La ley de causa y efecto.”

Esta ley dice que todo pasa por una razón, que hay una causa para cada efecto. Esta es la ley de hierro del destino humano, esta ley dice que vivimos en un mundo gobernado por leyes naturales y no por la suerte o la coincidencia, afirma que todo sucede por una razón sepamos o no cuál es.

Cada efecto, cada éxito o cada fracaso, tanto la riqueza como la pobreza tienen una causa o causas específicas, cada causa o acción tiene un efecto o consecuencia de algún tipo, así la podamos ver o no, así estemos de acuerdo con ella o no.

Esta ley también dice que todo logro, riqueza, felicidad, prosperidad y éxito son los efectos o resultados directos o indirectos de causas o acciones, lo que esto significa, que si puedo ser claro sobre el efecto o resultado que deseo obtener, probablemente lo podré conseguir.

Si algo ha sido posible para otros, lo más probable es que también sea posible para usted. Usted puede estudiar a otros que hayan logrado el mismo objetivo y al hacer lo que ellos hicieron obtendrá el mismo resultado.

La ley de causa y efecto se aplica tanto al dinero como a cualquier otro tema, de acuerdo a esta ley, el éxito financiero es un efecto y como tal, es el resultado de ciertas causas específicas. Cuándo identifica estas causas y las implementa en su propia vida y sus actividades tendrá los mismos efectos que en muchas personas, es más, esta es la manera en que miles de personas ya han logrado alcanzar la libertad financiera.

Ellas, se han dado a la tarea de observar cómo es que la gente acaudalada obtiene, administra y maneja su tiempo, sus recursos y su dinero y se han propuesto adquirir estos mismos hábitos, así que de esta misma manera  usted puede conseguir cualquier cantidad de dinero que realmente dese si usted examina y hace lo que otros han hecho antes de usted para obtener estos mismos resultados, usted también logrará obtenerlo es así de simple la expresión más importante de esta ley universal es que:

“Los pensamientos son causas y las condiciones son efectos”.

Dicho de otra manera, el pensamiento es creativo. Sus pensamientos, son las principales  fuerzas creativas en su vida, usted construye su mundo entero de acuerdo a su manera de pensar, toda la gente y las situaciones de su vida, han sido creadas por su propio pensamiento y cuando cambia su forma de pensar, cambia su vida, a veces en cuestión de segundos.

El principio más importante del éxito personal, el éxito en los negocios, es simplemente esto:

“Usted se convierte en lo que piensa la mayoría del tiempo.”

Lo importante no es lo que le sucede en la vida, lo verdaderamente importante es cómo razone sobre lo que le suceda, esto es lo que determina cómo se siente y cómo reaccione, no es el mundo afuera de usted el que dictamina sus circunstancias o condiciones es el mundo dentro de usted el que crea las condiciones de vida externa que usted experimentará.

Específicamente, es la forma como usted piensa sobre el dinero y sobre su situación financiera la que determina sus condiciones financieras hoy en día.

Un diagnóstico exacto es la mitad de la cura así que si quiere que esta ley trabaje para usted y no contra usted, tome el tiempo necesario para observar las partes más importantes de su vida, su familia, su salud, su trabajo, su situación financiera y observe las relaciones causa efecto entre lo que piensa, dice, siente y hace y los resultado que está obteniendo, sea honesto con usted mismo y haga los cambios de vida que considere necesarios.

La segunda Ley es: “La Ley de las creencias”

Y esta ley dice, que lo que usted realmente crea con profundo sentimiento y emoción suele convertirse en su realidad, esta segunda ley dice, primero que todo que sus creencias buenas o malas, ciertas o erradas, falsas o verdaderas acerca de usted mismo con el tiempo se convertirán en su realidad. De manera que lo primero que usted debe hacer es asegurarse que sus creencias internas sean ciertas y lo estén empoderando en su vida.

Lo segundo que debe hacer es actuar siempre en forma consistente con estas creencias, especialmente sus creencias sobre usted mismo. Sus creencias actúan como u juego de filtros que bloquean la información que no es consistente con ellos, usted no necesariamente cree lo que ve, pero ve lo que ya cree y generalmente rechaza aquella información que contradice lo que ya ha decidido creer, así sus creencias o prejuicios estén basados en realidades o en fantasías y esto es especialmente cierto en lo que respecta al dinero.

La mejor creencia que puede desarrollar dentro de usted es que, usted está destinado a ser un gran éxito en términos financieros, cuando esté absolutamente convencido de que usted es un éxito financiero en proceso, cuando no le quepa ninguna duda de que usted está en camino a lograr su libertad financiera, solo entonces comenzará a desarrollar aquellos comportamientos que lo harán realidad.

Las peores creencias que puede tener son las creencias auto limitantes, estas existen cuando usted cree que está limitado de alguna forma, este es uno de los peores enemigos del éxito de cualquier persona, porque el hecho no es que otros sean mejores que usted o que sean más inteligentes que usted, la verdad es que si a alguien más le está yendo mejor que a usted, la principal razón es porque seguramente ellos han desarrollado sus talentos y habilidades naturales más que usted. 

Pero cualquier otra cosa que ellos hayan hecho, dentro del límite de lo razonable, por supuesto, usted probablemente también lo puede hace, solo tiene que querer hacerlo y aprender cómo hacerlo.

¿Qué se atrevería a soñar si supiera que no puede fallar? ¿Si no tuviera limitaciones? ¿Si tuviera todo el tiempo, dinero talento, aptitudes y contactos que pudiera desear? ¿Qué le gustaría tener, hacer o ser en su vida?

Comience por entender que estas cosas que acaba de identificar pueden ser realidad y que usted puede alcanzarlas y que cuenta con lo que necesita para lograrlas lo único que necesita hacer es creerlo, prepararse y actuar.

La tercera ley es: “La ley de la esperanza.”

Esta ley dice que lo que usted espere que suceda y confíe en que sucederá se convierte en su propia profecía, llenando sus expectativas.

Usted, siempre está actuando como una persona que lee la fortuna en su propia vida por la forma como piensa y habla sobre cómo van a resultar las cosas, cuando espera y confía en que le sucederán cosas buenas éstas generalmente se harán realidad en su vida si usted espera, que solo le sucedan cosas negativas de igual manera generalmente no saldrá decepcionado.

La gente adinerada, espera ser rica, la gente exitosa, espera ser exitosa, la gente alegre y popular espera ser alegre y popular, sus expectativas están en gran parte bajo su control, ellas viven una vida que es el resultado de sus propias expectativas, esto no quiere decir que a ellas no les sucedan cosas malas o que no enfrenten situaciones negativas en su vida, pero cuando éstas le suceden ellos entienden que estas son parte de la vida, que son las excepciones a la regla  y esto les ayuda a responder mejor a ellas.

Espere lo mejor de usted, imagínese que tiene habilidades ilimitadas y que puede lograr lo que desee, piense que su futuro solo está limitado por su imaginación y lo que haya logrado hasta ahora es solo una fracción de lo que es verdaderamente capaz de lograr, imagínese que sus momentos más grandes están por delante y que todo lo que le ha pasado hasta ahora ha sido solo una preparación para las grandes cosas que están por venir.

La cuarta ley es: “La ley de atracción.”

Usted es un imán viviente, usted atrae a su vida la gente, las situaciones y las circunstancias que están en armonía con sus pensamientos dominantes.

Esta ley puede ser una buena noticia o una mala noticia dependiendo de su actitud y pensamientos dominantes, ya que estos son los que determinan que atraerá usted a su vida, esta es una de las grandes leyes que explica una gran parte del éxito y el fracaso en su vida personal y en sus negocios.

Esta ley afirma que todo lo que tiene en su vida ha sido atraído por usted y por su manera pensar, ahora bien, si hasta ahora usted siente que ha atraído a su vida cosas que no quisiera experimentar, lo único que debe hacer es examinar qué actitudes o pensamientos han atraído estas cosas y debe deshacerse de dichos pensamientos ya que usted, puede cambiar su vida, cambiando su forma de pensar.

Cuando desarrolla un deseo ardiente por el éxito financiero y piensa en eso todo el tiempo, usted genera un campo de fuerza de energía emocional que atrae a la gente a las ideas y a las oportunidades a su vida, que le ayudarán a convertir sus objetivos en realidad, mire su vida financiera hoy en día y vea cómo armoniza con sus pensamientos, quédese con todo el crédito por todas las cosas buenas en su vida, esas están ahí, porque usted las ha atraído hacia usted, después mire las cosas que no le gustan y asuma también toda la responsabilidad por ellas, están ahí porque usted tiene ciertas fallas en su manera de pensar, determine dónde está la falta y qué va a hacer al respecto.

La quinta ley es: “La ley de la correspondencia.”

Esta ley explica que su mundo exterior, es un reflejo de su mundo interior y corresponde con sus patrones dominantes de pensamiento. Este es un principio, extraordinario, esta ley explica en gran medida la felicidad o la desdicha, el éxito o el fracaso, la abundancia o la pobreza que muchas personas experimentan en su vida, después de años de estudio en esta área me sigo impresionando con esta ley tan poderosa.

Sólo piense, su mundo exterior refleja su mundo interior en todas las formas, nada le puede pasar a usted en el largo plazo a menos que corresponda con algo que hay dentro de usted, por lo tanto, si quiere cambiar o mejorar algo en su vida debe empezar cambiando los aspectos internos de su mente.

Algunas veces esto se conoce como el equivalente mental, su gran responsabilidad en esta vida es crear dentro de usted el equivalente mental de lo que quiere experimentar en el exterior, porque el hecho es que usted no puede lograr algo en el exterior hasta que no lo haya logrado en su interior, es como si su vida fuese un espejo de 360° hacia donde usted mire, ahí está usted.

Sus relaciones por ejemplo, siempre reflejan el tipo de persona que usted es por dentro, su actitud, su salud y sus condiciones financieras son un reflejo de la forma cómo es usted, de la forma cómo piensa y cómo se ve a sí mismo la mayoría del tiempo.

La ley de correspondencia es el principio fundamental de las mayorías de las religiones, corrientes y escuelas de pensamiento. Esta ley es una gran noticia, es la clave hacia la libertad y la felicidad personal, es la clave hacia un gran éxito y satisfacción, solo hay una cosa en el mundo que usted puede controlar y es su manera de pensar.

Sin embargo cuando asume el control completo sobre su pensamiento, toma control sobre todos los otros aspectos de su vida, al pensar y hablar únicamente sobre lo que quiere y negarse a pensar o hablar sobre no quiere se convierte en el arquitecto de su propio destino, usted crea su mundo, así que debe darse la tarea de crear en su mente la realidad que desea experimentar en su mundo exterior. 

La sexta ley es: “La ley de la abundancia”

Esta ley asevera que vivimos en un universo abundante, en un mundo dónde suficiente dinero para todos los que realmente lo quieran y estén dispuestos a obedecer las leyes que gobiernan su adquisición.

Hay una gran cantidad de dinero disponible para usted en realidad, el concepto de escasez no existe, ya que usted puede tener prácticamente todo lo que quiera y necesite. Vivimos en un universo generoso y estamos rodeados por todos lados por bendiciones y oportunidades para obtener lo que realmente deseamos.

Ahora bien, lo importante de entender es que su actitud ya sea de abundancia o de escasez hacia el dinero tendrá un impacto importante en el hecho de volverse rico o no. La primera conclusión de la ley de abundancia es: “La gente se volverá adinerada porque decide volverse adinerada.” Los individuos se vuelven adinerados porque creen que tienen la habilidad para hacerlo, porque creen en esto totalmente, actúan de acuerdo a esta creencia y consecuentemente, hacen cosas que permiten que sus creencias se vuelvan realidad.

La segunda conclusión de esta ley es:

“Las personas son pobres porque no han decidido volverse ricas.”

En el libro “El Millonario Instantáneo” de Mark Fisher, el millonario viejo le responde al niño que le ha preguntado acerca de volverse un Millonario:

“¿Por qué no eres rico todavía?”

Esta es una pregunta importante que debe hacerse usted mismo, cómo responda a esta pregunta revelará mucho sobre usted sus respuestas, mostrarán sus creencias auto limitantes, sus dudas, sus miedos, sus excusas, sus racionalizaciones y sus justificaciones.

Así que pregúntese:

“¿Por qué no es rico todavía?”

Escriba todas las razones que se le ocurran, repase sus respuestas una por una con alguien que lo conozca bien y pídale su opinión, se puede sorprender al darse cuenta que la mayoría de sus razones son excusas de las cuales se ha enamorado, justificaciones que se han convertido en creencias porque han vivido y pesado en su mente durante largo tiempo.

Cualesquiera que sean sus razones o excusas puede librarse de ellas, el mundo está lleno de miles de personas que han tenido más dificultades por superar de lo que pueda imaginarse y aun así han llegado a ser exitosas y usted también lo puede hacer.

La séptima ley del dinero es: “La ley de desarrollo personal.”

Esta ley dice que la fortuna que usted pueda amasar durante su vida irá en proporción directa a su grado de desarrollo personal y profesional, muchas personas desean que sus ingresos aumenten sin ellos tener que crecer o desarrollarse personalmente o profesionalmente, si invierte su tiempo en desarrollar aún más sus talentos, incrementará su valor en el mercado y asimismo incrementará su capacidad de generar mayores ingresos, lo más probable es que en este preciso momento usted esté devengando el máximo de salario con lo que ahora sabe. Si desea ganar pues, va a tener que aprender más.

Una de las cosas más inteligentes que usted puede hacer es invertir el 3 % de su sueldo cada mes en usted mismo, en su desarrollo personal y profesional, en ser cada vez mejor en las cosas más importantes que hace, no hay ninguna inversión que le proporcione una mayor retribución por su dinero, mejor y más grande que volver a invertir una parte de su tiempo y su dinero en su capacidad para generar aún más dinero.

Todas las personas que han acumulado grandes fortunas han aprendido esto tarde o temprano y toda la gente pobre, infeliz, sigue tratando de descifrar dónde está el secreto.

Invierta en buenos libros, audio-libros y seminarios, la persona que no está dispuesta a invertir en sí misma está negociando el precio del éxito y el precio del éxito no es negociable.

¿Sabía usted que solo el hecho de leer una hora por día le pude convertir en un experto en su campo al cabo de tan solo tres años?

El leer una hora diaria le convertirá en experto nacional en cinco años e internacional en siete años, ésta sola actividad puede significar enormes dividendos en su vida financiera.

El escuchar audio-libros de desarrollo personal y profesional en su automóvil es una de las maneras más productivas de utilizar este tiempo que de otra manera podría ser tiempo perdido. Asista a seminarios y conferencias que contribuyan a su desarrollo personal y profesional, esto debe ser parte de su programa de aprendizaje continuo.

La Octava ley es: “La ley del intercambio.”

El dinero es el medio por el cual las personas, intercambian su trabajo en la producción de bienes y servicios por los bienes y servicios que otras puedan ofrecerles, lo cierto, es que antes de que existiera el dinero, existió el trueque.

El trueque le permitía a las personas intercambiar bienes o servicios directamente por otros bienes o servicios sin necesidad del dinero, sin embargo a medidas que la civilización creció comenzaron a encontrarse ciertas complicaciones con este sistema del trueque y las personas se encontraron que podían sus bienes y servicios por un medio neutro como la moneda que podían después, intercambiar por los bienes y servicios de otros haciendo todo el proceso mucho más efectivo.

Hoy trabajamos e intercambiamos nuestro trabajo por dinero el cual usamos después en comprar los resultados del trabajo de otras personas.

La primera conclusión de la ley del intercambio es:

“El dinero es una medida del que la gente le coloca a los bienes y servicios.”

Lo único que determina el valor de algo es el precio que una persona pagará por ello, los bienes y servicios no tienen un valor separado y apartado de lo que alguien esté dispuesto a pagar por ellos. De esta forma, todos los valores, son subjetivos y se basan en los pensamientos, sentimientos, actitudes y opiniones desde la perspectiva del comprador en el momento de tomar la decisión de comprar algo. 

La segunda conclusión de esta ley, es:

“Su trabajo es visto por otros como un factor de producción o un costo”

Todos tenemos la tendencia a ver el sudor de nuestra frente o nuestro trabajo cómo algo muy especial, lo cual, lo hace tan intensamente personal, viene de nosotros y es una expresión de lo que somos cómo personas, por esta razón no es difícil aceptar que en lo que concierne a los demás nuestro trabajo es solo un costo que como consumidores inteligentes o patrones, todos queremos el máximo resultado por el mínimo de inversión, sin importar el trabajo que esté involucrado.

Por esta razón no puede ponerle un valor objetivo, al valor de su trabajo, es solo lo que están dispuestas a pagar las demás personas por su trabajo en un mercado competitivo lo que determina lo que se gane y lo que vale en términos financieros, es el mercado el que determina el valor de su trabajo, si hay gran demanda por su trabajo, el mercado puede colocar un mayor valor a su trabajo y retribuirlo con un mayor pago.

Si hay poca demanda por él, el mercado reducirá su valor lo cual nos lleva a la tercera conclusión de esta ley que es:

“La cantidad de dinero que usted gana es la medida del valor que otros han colocado a su contribución al mercado.”

La manera cómo funciona el mercado de empleos, es simple, siempre le pagarán en proporción directa con tres factores: El trabajo que hace, qué tan bien lo hace y que tan difícil es reemplazarlo. La cantidad que le paguen estará en proporción directa con la cantidad y calidad de su contribución en comparación con las contribuciones de otros, combinados con el valor que la otra gente le pone a su contribución personal.

La cuarta conclusión de la ley de intercambio es:

“El dinero es un efecto, no una causa.”

Su trabajo contribución al valor de un producto o un servicio es la causa y el salario, sueldo o ganancias que reciba por el papel que usted haya jugado en dicho proceso, es el efecto.

Si desea incrementar el efecto, debe incrementar la causa, muchas personas infructuosamente buscan cómo ganar más dinero. Olvidando examinar, por qué es que ganan el dinero que ganan y qué deberían estar haciendo para ganar el dinero que quisieran ganar.

La quinta conclusión de la ley del intercambio es:

“Para incrementa la cantidad de dinero que está devengando, debe aumentar el valor del trabajo que está haciendo.”

Para ganar más dinero, debe añadir más valor al mercado, debe aumentar su conocimiento, incrementar su talento, mejorar sus hábitos de trabajo.

Trabajar horas más largas y más duras, trabajar más creativamente o hacer algo que le permita obtener mayores beneficios y resultados de su esfuerzo, en ocasiones debe hacer todas estas cosas al mismo tiempo, las personas con los sueldos más altos en nuestra sociedad, son aquellas que están mejorando continuamente en una o más de estas áreas para añadirle más valor al trabajo que están realizando.

Así que si desea incrementar sus ingresos evalúe cuidadosamente el valor que su trabajo está agregando al mercado y determine si ésta es la mejor manera en que usted puede estar utilizando sus recursos, sus aptitudes y sus habilidades profesionales y personales.

La novena ley es conocida como la “La ley del capital”

Y ella dice que su activo más preciado en términos de movimiento de dinero, es su capital físico y mental, y su capacidad de ganar dinero, es posible que aunque ya cuente con mucho dinero aún no se haya dado cuenta que su habilidad para trabajar es el activo más preciado que tiene.

Al utilizar al máximo su capacidad de ganar dinero, puede hacer que entre mucho más dinero a su vida, cada año, al aplicar su capacidad de ganar dinero a la producción de bienes y servicios, por lo que puede haber una gran demanda, puede generar suficiente dinero para pagar todas las cosas que quiere en la vida.

Es importante que entienda qué como ya lo dijera anteriormente, la cantidad de dinero que esté devengando hoy sea una medida directa del nivel al que ha llegado su capacidad de ganar dinero hasta este preciso instante.

Así que la primera conclusión de la ley del capital es:

“Su recurso más preciado es su tiempo”

Su tiempo es realmente lo único que puede vender, cuanto tiempo le dedique a su trabajo y cuanto de usted mismo y de su potencial entregue en dicho tiempo, determina su capacidad de ganar dinero.

Una mala administración del tiempo es una de las razones principales para una pobre productividad, es más, en cualquier industria, uno de los principales problemas que enfrentan los profesionales de hoy es el manejo poco efectivo de su tiempo, cuando desperdiciamos nuestro tiempo, en realidad estamos desperdiciando la vida misma, el tiempo es nuestro más preciado tesoro ya que hoy tenemos más tiempo del que tendremos mañana.

Cada día al despertarnos, recibimos un cheque por 24 horas para hacer con él lo que queramos, al final de este día habremos cambiado esas 24 horas por aquello que hayamos obtenido a cambio. Así que cada día deberíamos preguntarnos:

¿Valió esto que obtuve hoy las 24 horas de mi vida que acabé de pagar por ello? Si la respuesta es:

“No.” Examine claramente en qué está invirtiendo su tiempo. Esta es la única manera de determinar qué tan efectivo está siendo usted con su tiempo.

La segunda conclusión de la ley del capital es:

“El tiempo y el dinero pueden ser gastados o invertidos.”

A un cierto nivel, su tiempo y su dinero son intercambiables si los gasta se van para toda la vida y no los puede recuperar, se vuelven costos sin embargo usted también lo puede invertir y en este caso recibirá algo a cambio que puede durar mucho tiempo.

Si invierte su tiempo o dinero en convertirse en más sabio y desarrollar aún más sus talentos, puede incrementar su valor al incrementar su habilidad de obtener resultados para usted y para los demás incrementa su capacidad de ganar dinero.

Su movimiento personal de dinero y a veces su carrera entera. Una de las cosas más inteligentes que usted puede hacer, es invertir el 3 % de su sueldo cada mes en usted mismo, en su desarrollo personal y profesional, en ser cada vez mejor en las cosas más importantes que hace, no hay ninguna inversión que le proporcione una mayor retribución por su dinero, mejor y más grande que volver a invertir una parte de su tiempo y su dinero en su capacidad para generar aún más dinero.

Todas las personas que han acumulado grandes fortunas han aprendido esto tarde o temprano y toda la gente pobre e infeliz, sigue tratando de descifrar dónde está el secreto.

La tercera conclusión de la ley del capital es:

“Una de las mejores inversiones de su tiempo y su dinero es incrementar su capacidad para generar dinero.”

El propósito de la planeación estratégica a nivel corporativo es aumentar el retorno de por la inversión, es decir aumentar las ganancias recibidas por la inversión de nuestro capital como accionistas o inversionistas en dicha corporación y esto requiere organizar y reorganizar actividades corporativas para que la compañía gane más del capital invertido en la organización, en su vida de trabajo, su patrimonio personal es su capital mental y emocional, su trabajo entonces es generar el mayor número de ingresos posible por la inversión de capital humano.

Identifique las cosas que hacen su trabajo, que representen el valor más alto del uso de su tiempo, enfóquese más y más tiempo haciendo esas coas que representen las contribuciones más altas que puede hacer para obtener los resultados más altos.

Busque continuamente formas para aumentar su ganancia de energía, recuerde que solo cuenta con 24 horas y puede decidir invertirlas sabiamente, pobremente o simplemente malgastarlas y lo que obtenga al final del día será el resultado de esta decisión.

Lo que ha quedado claro es que si quieres cambiar tu situación financiera y que el dinero que llegue a tu vida no desaparezca, debes educarte financieramente, invertir en tu crecimiento y motivación personal y en definitiva invertir en tu cerebro. Te sugiero este otro video articulo que creo que te ayudara aumentar tu crecimiento personal:

¿COMO DEJAR DE SER POBRE?

A %d blogueros les gusta esto: